CANTILLANA

Cantillana se encuentra situada en el centro de la provincia de Sevilla, en la margen derecha del río Guadalquivir y en la izquierda del Viar, afluente de aquél.

Limita al norte con el Pedroso y Castilblanco de los Arroyos; al sur con Brenes, Carmona y Villanueva del Río y Minas; al este con esta última población y con Tocina y al oeste con Burguillos, Brenes y Villaverde del Río. Se encuentra a 61 metros sobre el nivel del mar.

Dista de Sevilla 30 Km. por carretera y dispone de estación de ferrocarril en la línea Sevilla-Córdoba.
El término municipal tiene una extensión de 107,8 km2. Sus tres cuartas partes son llanas y una de sierra, situada al noroeste, formada por las últimas estribaciones de Sierra Morena. Desde la meseta donde está enclavado el pueblo se divisa la extensa campiña que se dilata hasta las proximidades de Sevilla. Su terreno es bueno y en sus campos abundan los cultivos de algodón, maíz y girasol, los olivos y frutales.

Su censo actual es de 10.500 habitantes, que reciben el nombre de cantillaneros. El municipio está formado por un núcleo urbano y varias entidades menores de población: La Monta, La Estación, El Cerrado de Miura y Los Pajares.
El principal recurso económico le viene dado por la agricultura y los productos de huerta, que son los cultivos que ocupan mayores extensiones. Hay algunas industrias, cooperativas de construcción y talleres familiares de cerámica, carpintería y diversas artesanías, siendo muy famosa la elaboración de enrejados para los mantones de Manila.

En el plano educacional, Cantillana cuenta con dos colegios públicos, en los que están escolarizados la totalidad de los niños del pueblo. Dispone también de un instituto de enseñanza secundaria y un centro de adultos. Existen, además, un polideportivo municipal, una biblioteca pública y una casa de la cultura.